A tí, gracias – Minion Capillita

¡Hola amig@s! ¿Qué tal? Hoy he decidido venir menos guerrero, me reservo para la semana que viene. Pero es que todavía me dura la alegría de la Gala del 1 de junio, ¿qué le vamos a hacer?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Juro que he intentado no emocionarme, pero es imposible. No sabéis lo difícil que es, a veces, seguir hacia delante, porque si ya cuesta de por sí dar pasos, imaginaos cuando das tres y hay quienes buscan piedras por todas partes para tirarlas y ponerlas en tu camino para que tropieces.

El pasado sábado 1 de junio fui muy feliz, fuimos muy feliz. No solo celebramos nuestro tercer concierto, un mérito ya importante, sino que logramos que éste se convirtiese en el primero que cobrase un formato gala. Una gala…con PASIÓN Y ESPERANZA…¿en serio? Aún no me lo creo.

Pero para conseguir los sueños hay que luchar por ellos, y siempre con humildad, respeto, sacrificio, pero sobre todo, me reitero, con los pies en el suelo. ¡Qué importante es eso y cuánta soberbia sobra a algunos que se creen alguien!

Que una Gala, que se venía gestando desde el día de Reyes, se haga realidad…era impensable. Este año sí estuvo la Banda de Coria. Este año si estuvo Joey, el rockero cofrade por antonomasia. Este año hubo magia sobre el escenario, y qué escenario por cierto…en pleno corazón de la ciudad. Y este año no faltó la voz de Cristina Millán. Yo es que no puedo evitar emocionarme.

Los que quisieron estar, estuvieron. Muchos tuvieron problemas personales inmodificables, pero otros, se buscaron excusas enrevesadas y absurdas para no acudir al que para nosotros es el acto más importante del año. Hubo quien incluso me dijo que no iba porque se iba a ver pasos…en fin. Cada uno sabrá. Después te das cuenta quién y quiénes están ahí siempre, y quienes no merecen ese cariño y esa humildad y profesionalidad que brindamos a todos. El mundo cofrade es así de duro y cruel…Das mucho y recibes poco o nada.

¿Pero sabéis que es lo más gracioso de todo? Que hay personas tan malas que estaban deseando que la gala saliese mal y que algo o todo fallase, pero me encanta. Me encanta porque esa noche tuvieron que callarse. Sacarían defectos de dónde no lo hay y criticarían por criticar. Hay hasta personas, que ocupan puestos de responsabilidad en colectivos religiosos, que hasta subestimaron que fuésemos capaces de conseguir el Teatro Cajasol. Eso duele, pero ¿saben qué? El mejor “ZAS” que existe son las pruebas. Pruebas audiovisuales, pruebas monetarias por y para la obra social de San Benito y pruebas de cariño de tantos que nos habéis hecho llegar vuestra felicitación.

Es una pena que en el mundo cofrade siempre haya sectores de personas, que se creen algo y no son nada, que carecen de respeto y humildad. Personas que desean tu mal a toda costa y que quieren que aquello que hagas sea un fracaso. ¿Por qué no ayudarnos? Yo tampoco lo entiendo, pero por ello es mejor que cada uno marque su camino y sepa por donde tiene que ir.

Nosotros somos medio de comunicación, somos oficiales y somos íntegros. Personas humildes y con ganas de seguir aprendiendo y formándonos cada día. Personas que no tendrán días para agradecer a quienes nos acompañasteis aquel sábado,  a quienes desde primera hora me dijisteis: “sí, cuenta conmigo”. Por eso lo hemos hecho y por eso hemos luchado por conseguir el objetivo. Por eso, a ti, solo a ti, gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s