No te compares Sevilla, no se puede – Minion Capillita

Hola amig@s! ¿Qué tal? Antes de que me aticéis con la fusta de la demagogia y los ataques gratuitos, os invito a que leáis mi opinión de este domingo. Estoy seguro de que muchos de vosotros estaréis de acuerdo conmigo.

A lo largo de los últimos días no he parado de leer en esa ventana hacia la verdad, llamada Twitter, una gran cantidad de sandeces y comentarios dotados de sentimentalismo, pero carentes de razón.

Y digo una gran ventana hacia la verdad porque en Twitter es el lugar donde uno va corriendo a escribir lo que se le pasa por el capirote, y luego, cuando manda el Tweet, se da cuenta que su vida sigue siendo igual de aburrida. Por ejemplo, y me vais a comprender muy bien. ¿Cuántos entendidos en arte y bordados hay en la red social del pajarito? ¿Y en música, que se creen que ahora todas las marchas que se hacen en Cádiz o Linares son la perfección hecha melodía y lo de Sevilla no vale ni para ponerla en el coche después de una fiesta? ¿Y qué me decís de los periodistas frustrados? O si no, de los jueces y otros entendidísimos en temas legales.

No obstante, todo esto es tema aparte y no quiero ni dedicarle un segundo más. Pero me quedo en Twitter. Porque es que estos días ha sido increíble la cantidad de mensajes de “entendidos” que he llegado a leer en los que se critica al Consejo de Hermandades, al Ayuntamiento de Sevilla y hasta a la Junta de Andalucía por el hecho de celebrarse rosarios vespertinos o de la aurora, en la calle, en ciudades como Córdoba o Jerez, y no en Sevilla. Achacan cobardía de las hermandades a las críticas, acciones ineficaces del gobierno y mala gestión de la institución de la calle San Gregorio.

Pues yo lo que achaco es falta de sentido común en vuestro criterio. Vamos a ver, señores ilustrados. ¿Me estáis comparando la repercusión de la Semana Santa de Sevilla con la de Jerez o Córdoba? No soy un paleto, no. No soy un ombliguista, no. No es cuestión de esto, sino de sentido común. Llevamos en Sevilla, referente cofrade a nivel mundial, desde marzo sin ver un paso en la calle, sin escuchar una banda en la calle o sin disfrutar de un vía crucis o rosario.

Llevamos siete meses, en Sevilla, sin un acto público en la calle. ¿Os imagináis lo que podría significar que una hermandad, me da igual la que sea, anuncie que va a celebrar un rosario público? La cantidad de gente que se aglutinaría en la calle sería bestial. Aunque me digáis que no, sería bestial. Que sí, que el cortejo con mascarillas y distanciados. Que sí, que las personas de las andas bien separadas y con protección. Pero que os confieso algo, que no se puede comparar.

Para empezar, estos actos se hacen en fin de semana, por lo que al correrse la voz de que sale cualquier Cristo o dolorosa de nuestra ciudad, serían muchas las personas que viniesen de fuera a verlas, siempre y cuando las medidas sanitarias perimetrales lo permitiesen. A eso hay que sumarle que en Sevilla puede que haya la mayor tasa de cofrades en una misma ciudad, comparada con otras grandes ciudades como Granada, Málaga o Córdoba, que a pesar de ser de arraigo cofrade, no llegan a estas cifras. Y por último, la cantidad de pseudo periodistas y fotógrafos de diferentes edades y con trípodes de todos los tamaños, que se acercarían a echar fotos y a twittear, sin importar la distancia social, y que incluso se apegotonarían por tal de sacar la mejor foto o poner el primer tweet.

Lo siento mucho si peco de narcisista, pero no se puede comparar a Sevilla con Jerez o con cualquier otra localidad. Aquí, tanto en Sevilla capital como provincia, son muchas las personas que se vuelcan con actos públicos de este tipo y resulta casi imposible controlar el aforo.

Lo más gracioso, es que estas personas que ahora apuestan por la celebración de estos actos en Sevilla son los mismos que hace poco más de un mes criticaban a la Pastora de Santa Marina porque decía que iba a sacar su Simpecado a la calle. ¿Qué pasa, que si otras ciudades lo hacen nosotros tenemos que hacerlo? ¿Debemos entrar constantemente en una lucha de poder y de “y tú más”?

Creo que la situación sanitaria en Sevilla, al borde del caos, no invita a la celebración de un acto innecesario que aglutine a decenas de personas. Sí, me reitero, innecesario. Y no me vengan ahora a decir que la evangelización es necesaria. La pandemia nos ha enseñado a saber encontrar a Dios y a su bendita Madre en una estampita, en una foto, en un recuerdo o en ir simplemente una tarde a verlos en su altar. Y no es necesario salir a la calle para poder sentir de cerca la devoción a nuestras imágenes. Y no me digan que salen para ir a hospitales o a casas de enfermos, porque pocas son las que pasan por las puertas de centros hospitalarios o por casas de impedidos. Seamos sensatos, por favor.

Pero luego criticamos a la Junta por proponer crear cortejos procesionales delimitados y aforados solo para unos privilegiados. Quizás esta decisión, con la cual no estoy nada de acuerdo, sea más apropiada que sacar una imagen en rosario o vía crucis y que cunda la anarquía y el descontrol. Aquellos que abogan porque se vuelvan a realizar estos actos, primero deberían analizar los datos diarios de incidencia de la pandemia en nuestra ciudad y luego hablar.

Porque el coronavirus jamás puede convertirse en un capricho, una guerra ideológica, de creencias o de clases. Porque el coronavirus es algo serio. Y me reitero, no comparen la celebración de una corrida de toros o de un concierto, donde el aforo se puede delimitar perfectamente, con una procesión pública por la calle.

Espero que por una vez en la vida, mi ciudad actúe con cordura y sentido común, esa que parece que ha llevado esta pandemia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s