Nueva peana para la Virgen de la Candelaria

Obra de Orfebrería Ramos.
Foto: Hermandad de la Candelaria

Ayer jueves fue presentada la nueva peana de besamanos de María Santísima de la Candelaria, una obra del taller de orfebrería Ramos y bendecida por el párroco de San Nicolás de Bari, don Miguel Ángel Núñez.

De planta rectangular, con ochavas en las esquinas frontales e inglete central entre las mismas, mantiene la estética de la orfebrería patrimonial de la Hermandad de la Candelaria, pero contando con un estilo muy personal.

La pieza cuenta con un alzado con doble molduraje dotado de friso central dispuesto de abajo hacia arriba de un modo muy preciso. Y es que a moldura inferior, de perfil mixtilíneo y cajillo plano frontal, está decorada con acantos carnosos y vena central afilada. El friso, de corte plano en vertical, acoge decoración de “eses” y roleos con tornapuntas enriquecidas con acantos bulbosos en sus extremos. Dicha decoración presenta paréntesis en la alternancia de los roleos para encajar cartelas en el centro de la decoración de la cara frontal del inglete y en las ochavas.

En las cartelas se aprecia el escudo de la hermandad (palmas, ostensorio y el nombre de “María” coronada en el centro del inglete). En la ochava izquierda puede verse el JHS (símbolo de Jesús Nazareno), mientras que en la derecha se muestra la mitra sobre el libro con báculo y cruz patriarcal cruzadas por detrás (símbolo de San Nicolás de Bari).

La moldura superior presenta perfil de “media caña” con decoración de rosetas de acanto y entrecalle, siguiendo dicha ornamentación el estilo personal del orfebre Manuel Román Seco, autor de a orfebrería de la corporación en un estilo claramente Rococó, que a su vez deja entrever huellas del Renacimiento y el Barroco.

El Barroco se aprecia en la peana en la carnosidad de los acantos, mientras que el Renacimiento es visible en las entrecalles, tornapuntas y eses. Los fondos lisos buscan un contraste con el matizado de la carnosidad de la hojarasca y de los interiores de los roleos, dando un aspecto dinámico a la culminación de la peana.

La plata de la peana fue donada por el hermano de a corporación Antonio Gil Martínez hace dos décadas y convertida en llamador para el paso de palio, aunque nunca llegó a estrenarse por cuestiones técnicas. El nombre de la madre de este donante ha sido grabado en la parte lateral de la peana.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s